Los dormitorios en blanco y madera que vas a querer tener en tu casa

Dormitorios repletos de luz, donde el color blanco y la madera son los protagonistas y donde reina la paz en cada rincón. Se respira bienestar nada más entrar. El blanco es sin duda el mejor aliado cuándo quieres ganar luminosidad y sensación de amplitud. No importan los metros cuadrados disponibles, con el blanco siempre parece más grande de lo que realmente es ¡Descubre nuestras ideas de dormitorios!

El blanco y la madera son una combinación atemporal y acogedora perfecta para decorar un dormitorio relajante y cálido

El blanco y la madera son una combinación atemporal y acogedora perfecta para decorar un dormitorio relajante y cálido

Hannun

Los dormitorios blancos no son sinónimo de sosos, si no todo lo contrario, se convierten en espacios muy luminosos y amplios. Incluso invitan a relajarse y tener paz interior. Y si los combinas con detalles en madera, el efecto de tranquilidad y amplitud se multiplica por dos.

El combo perfecto para un dormitorio que se adapta a todos los estilos deco: desde el clásico, hasta el moderno o incluso también en el bohémico o nórdico. Hemos recopilado un seguido de ideas de decoración que seguro te van a encantar. ¡Vas a ganar frescura, amplitud y bienestar al momento!  

Dormitorios en blanco y madera: 15 ideas

1 /15

Dormitorio con base blanca y objetos de madera

Kave Home

Base blanca y con toques de madera

Con la llegada del verano y las altas temperaturas, nada apetece más que un dormitorio fresquito y relajante. ¿Cómo conseguirlo? Apostando por el color blanco y la madera. Un truco que funciona a la perfección es decorar toda la base en tonos neutros (en especial en blanco) y luego aportar por la madera en los detalles. Por ejemplo, atrévete con los textiles blancos: sábanas, cojines, plaids… y optar por muebles de madera como taburetes, mesas de noche, banquillos, cestas… ¡El truco ideal, sobre todo en dormitorios pequeños!

Dormitorio con muebles en color blanco, madera y toques azules

Ikea

Blanco y con sabor a verano

El color blanco siempre invita a pensar en el verano. El mejor aliado para decorar casas situadas frente al mar o en pueblos de la Costa. Así, si dispones de una casa en frente la playa, es casi una obligación optar por una decoración en blanco y madera, en especial, en lo que el dormitorio se refiere.

Elige una base blanca, agrega muebles de madera y añade toques de color azul. ¿Qué te parece un plaid azul marino o unas bandejas en azul cielo? Incluso en los cojines funciona a la perfección.

Dormitorio bohemio con base en color blanco y suelo de madera

Ikea

Un dormitorio de estilo bohemio con el blanco de protagonista

No hay estilo decorativo que se le escape al blanco, casa a la perfección con todos. Ya sea como base o en los accesorios, el blanco siempre encaja. En este dormitorio, con las paredes con fotografías vintage, se ha optado por una base total White para mezclar con el suelo de madera. ¡Nos encanta! Incluso las cortinas son en colores claros y el mueble justo detrás de la cama también. Una decoración sencilla pero que funciona.

Dormitorio con pared en color blanco y accesorios en madera

Kave Home

También para dormitorios infantiles

Aunque en los dormitorios para los niños se tiende a apostar más por el color, el blanco y la madera también pueden ser buenas opciones. Incluso no hace falta renunciar a los accesorios de color. Una pared en blanco, con estructura de madera para la cama es una combinación que nunca falla. El toque de color se consigue con los juguetes y otros muebles como una mesita para pintar o un baúl para guardar los peluches. 

Dormitorio con cabecero de madera y mesita de noche en color blanco y también madera

Kave Home

Blanco de madera y muy cálido

Se tiende a pensar que el blanco es un color que puede desprender un aire frío y apagado. Pero resulta todo lo contrario. La cuestión es saberlo combinar para conseguir ganar luminosidad, amplitud y serenidad.

El uso de la madera es un buen truco para transformar un ambiente frío en uno de muy cálido. Todo se reduce a agregar elementos que eviten esa sensación de apagón. ¿Qué tal añadir un cabecero de madera o la mesita de noche también en madera con tonos blancos? ¡Funciona!

Dormitorio rústico con elementos funcionales y decorativos en color blanco madera

Westwing

Rústico y elegante

Una habitación de estilo rústico ha de tener el blanco y la madera sí o sí. Nos encanta esta habitación con cabecero de madera y una cama híper confortable con todo el textil en color blanco. Agrega una silla de madera, del mismo tono que el cabecero y un cojín en blanco y tendrás una habitación de 10.

Blanco y madera pero con pequeños toques en negro

Dormitorio con muebles en madera y textiles en blanco con cabecero acristalado

Leroy Merlin

Blanco y madera pero con pequeños toques en negro

Si quieres agregar al dormitorio un detalle rompedor un cabecero acristalado es una potente opción. Incluso si te atreves, colócalo de manera que ocupe toda una pared. Vas a conseguir mantener el estilo fresco y elegante del espacio, pero al mismo tiempo, darle un aire más moderno y diferenciador. En cuánto al resto de la decoración, apuesta por combinar muebles de madera con textiles en blanco.  

Dormitorio con pared frontal en madera y complementos en color blanco

Leroy Merlin

Un dormitorio con paredes y suelo de madera

¿Tienes un dormitorio con las paredes y el suelo de madera? Entonces apuesta por el blanco en cuánto al resto de la decoración. Como resultado vas a tener una habitación muy amplia, elegante y al mismo tiempo, súper relajante. Hay un sinfín de opciones, pero los textiles en colores claros nunca fallan. Y en caso que lo veas demasiado apagado, una solución es añadir toques de color en los complementosplaids, cojines… 

Dormitorio rústico con techos y paredes de madera y mobiliario en blanco

Mireia Rodríguez Interiorismo: Adela Cabré & Son Interior Design and Architecture STUDIO

Dormitorio rústico en blanco y madera

Si el estilo rústico va a llevar la voz cantante en nuestro dormitorio, no podemos prescindir de la madera – tanto en paredes, techos y muebles-. Por otro lado, para ganar luminosidad, sensación de orden y un toque moderno, podemos apostar por el color blanco.

En esta casa en las montañas catalanas, la interiorista Adela Cabré y su hijo Alberto Serrano Cabré, han apostado por un claro predominio de la madera, reservando el blanco para las mesitas de noche, las lámparas y, cómo no, las sábanas.

Tiradores y detalles de madera

Dormitorio de muebles en blanco y tiradores con detalles en madera

Merce Gost Interiorismo: MARIAodena Studio

Tiradores y detalles de madera

El color blanco predomina en todo el dormitorio, una decisión muy inteligente siempre que se quiera realzar la presencia de un elemento arquitectónico como es, en este caso, el techo de bóveda catalana. La madera, por otro lado, se ha introducido en pequeños detalles como son los tiradores de las puertas, el remate del zócalo o el marco del cuadro.

Dormitorio con dosel de madera y textiles en color blanco

Maison du Monde

La guinda del pastel un dosel de madera

Hoy en día no es habitual encontrar una cama con un dosel, y menos de madera. Era una apuesta deco que se llevaba antiguamente pero que hoy en día no es muy popular. Sin embargo, un dormitorio en fondo blanco y con una cama que disponga de un dosel de madera es un combo que siempre suma. ¡Elegancia y romanticismo en su nivel más alto!

Zócalo de madera y paredes blancas

Dormitorio con cabecero a medida de madera y mobiliario a conjunto con vetas en blanco

María Pujol Interiorismo: Cristina Peña

Zócalo de madera y paredes blancas

En este dormitorio, diseñado por la interiorista Cristina Peña, predomina un patrón que se repite en toda la casa: la combinación del color blanco y la madera. El cabecero, en forma de zócalo y hecho a medida, lleva integradas las mesitas de noche suspendidas y fabricadas con la misma madera, pero esta vez con el detalle de invertir las vetas

Dormitorio con textiles en blanco y mobiliario y carpintería de madera

Meritxell Arjalaguer Interiorismo: Carme Karr en colaboración con Nouon

Sábanas blancas, muebles de madera y un poco de azul cielo

En el parqué, en la carpintería, en los muebles y también en la cama, esta vez, lacada en azul cielo. La madera es la clara protagonista de este dormitorio infantil, tan práctico como entrañable, que nos conquista por su claridad y punto canalla.

Este proyecto de la interiorista Carme Karr es un claro ejemplo de la neutralidad y atemporalidad de decorar en tonos blancos y la madera.

Dormitorio con pared de listones de madera y textiles y mobiliario en blanco

De Rio Bani Interiorismo: Mireia Masdeu Studio

Pared de listones de madera

Sin ánimo de restar protagonismo a la increíble pared rocosa que invade el dormitorio, la interiorista Mireia Masdeu apostó por la neutralidad del blanco y la esencia natural de la madera para decorar la suite principal. Un color y un material que suman modernidad y confort a la estancia.

 

Dormitorio de estilo nórdico con muebels de madera y accesorios en blanco

Kave Home

Estilo nórdico también perfecto para detalles en blanco y madera

¿Quieres darle un toque dulce a tu dormitorio de estilo nórdico? Pues elige accesorios en blanco y combínalo con muebles de madera. Una buena idea es apostar por plaids y cojines en color pastel; blanco en las paredes y sillones, cabecero y banqueta de madera.

El frescor del blanco y la calidez de la madera se refleja en cada uno de estos dormitorios. Ideales para todo el año, solo es cuestión de analizar el espacio y ver cómo puedes adaptarlo. La combinación de blanco y madera también es una apuesta sobre seguro para el salón. Convierte cada rincón de tu casa en un espacio fresco, práctico y de tendencia

 

Loading...