Todo al verde

Da la bienvenida al color de la primavera

Ideas para decorar en verde equipo summum casa decor 2019
Ideas para decorar en verde equipo summum casa decor 2019

Flúor, menta, pino, agua... El verde, en sus múltiples declinaciones, es símbolo de equilibrio y da sensación de calma. Con este color, prácticamente todo en decoración está permitido, pero hay que saberlo utilizar.

Ahora es el momento ideal para pensar en verde. Sí, cuando las plantas, los árboles y los campos empiezan a deshacerse de los marrones y recuperar su característico color verde nosotros debemos hacer lo propio en nuestro hogar. Y es que este cambio significa que el invierno está a punto de irse y la primavera, con sus días más cálidos y luminosos, está por llegar. Así que no puede ser mejor excusa para darle una vuelta a nuestra casa, cambiar las tapicerías, pintar o empapelar las paredes e incorporar nuevos elementos de mobiliario y decoración, en sintonía con el espíritu vibrante que trae la primavera.

El verde es el color de la naturaleza y transmite armonía y equilibrio. A la hora de combinarlo, encaja perfectamente con la mayoría de tonos. Eso sí, siente una particular predilección por el amarillo, el azul, el rosa y el violeta. Y también con tonos tierra como el ocre, el crema, el topo o el marrón. Ahora bien, como más nos gusta es combinado con dorado. Esta es, además, una de las tendencias de esta temporada.

 

Un tono para cada ocasión

Si lo que buscamos es transmitir mucha fuerza, entonces, debemos optar por verdes intensos, que, aunque nos cueste creerlo, tienen el mismo efecto energizante de un amarillo o un rojo. Un sillón retapizado, un jarrón, una lámpara o cualquier otro elemento que incorporemos en verde bastará para dotar al salón, el comedor, el recibidor o la habitación de un aire nuevo. El efecto, por ejemplo, de una lámpara verde suspendida e un pasillo blanco resulta elegante y atemporal.

El contrapunto lo encontramos en las versiones más suaves de este color, capaces de refrescar cualquier estancia y lograr que transmita calma y armonía. Los más usados en decoración son, sin embargo, el verde turquesa y el verde esmeralda. Ayudan a destacar los colores neutros y se complementan bien con diferentes tonalidades de rojos y amarillos. Al unirlos con azules logramos recrear una atmósfera marina de lo más apacible.

Si todavía no te has convencido, estos objetos destinados a dotar de frescura y un aire natural a tu hogar lo harán. 

Sobre el autor