Esta casa da un giro de 180º (literalmente) cambiando su orientación y fusionando diseño y arte. ¡Atención a la escalera escultural!

Una antigua casa de vacaciones redefine sus espacios y orientación gracias al trabajo de Anna Alegre Studio. Ubicada en un parque natural barcelonés, es hoy un hogar abierto al paisaje en el que disfrutar todo el año; un lugar para vivir de los exteriores e integrarlos en el interior

Comedor blanco y madera
N.Manso Realización: Beatriz Aparicio
ines martin tiffon coordinadora web periodista especializada decoración
Inés Martín Tiffon

Periodista y coordinadora de RevistaInteriores.es

Todo empezó cuando una amiga de la familia entró en Abril Estudio y explicó que quería vender su casa. Al preguntar si conocían a alguien de confianza al que le pudiera interesar comprarla, el equipo del estudio de arquitectura, urbanismo y paisajismo decidió ir a verla y.... ¡se enamoraron del espacio! Hasta tal punto que acabó quedándosela Anna Alegre, fundadora del estudio (rebautizado a día de hoy como Anna Alegre Studio). 

“Era la típica casa de verano, muy antigua y orientada al revés: a norte para evitar el sol. Así que lo primero que hicimos fue derribar todo el interior para proporcionar a los espacios una buena iluminación. Y, con el propósito de darle un giro de 180 grados, empezamos a trabajar. Derribamos también la escalera, que estaba situada en el centro de la planta baja, la desplazamos hacia la fachada sureste y, con una estructura sinuosa, generamos el espacio de entrada”, comenta Anna. 

escalera escultural blanca madera

Para seguir con el estilo existente de la vivienda y continuar con su esencia, se reprodujeron y se crearon nuevas molduras en todas las plantas. También se trabajó la doble moldura incorporando la iluminación indirecta en ella. Y se apostó por materiales naturales, piezas nuevas combinadas con las ya existentes y obras de arte de gran formato. 

Transformamos esta casa, orientada al revés, para hacer de ella un hogar lleno de luz y espacios abiertos

- Anna Alegre, Anna Alegre Studio

casa piscina baldosas damero

 

En los ambientes outdoor, por su parte, se apostó por un pavimento de damero de mármol grisy blanco Macael –que enmarca el contorno de toda la casa (es un material que envejece de forma natural y va cambiando de color y cogiendo motas naturales propias del exterior)– y un jardín silvestre, creado por Jardins Munill Aroztegui, protagonizado por una vegetación autóctona que, prácticamente, no necesita mantenimiento. Esto crea un ambiente relajado y privacidad respecto a viviendas cercanas. La piscina también dispone de este pavimento de damero en su contorno, mientras que su interior es de gresite blanco y tiene una plataforma para poder tomar el sol desde su interior. ¡Un verdadero lujo!

 

1 /9
N.Manso Realización: Beatriz Aparicio

Mini aseo con papel pintado

Mínima expresión para un aseo-tocador de impresionantes texturas y acabados lujosos. La sencillez de la encimera, en brillante negro, contrasta con la riqueza del papel de motivos naturales en color terracota, así como la ligereza del lavamanos y la elegancia de los apliques.

N. Manso Realización: Beatriz Aparicio

Un recibidor majestuoso

Este gran recibidor capta la atención de las visitas tan solo poner un pie dentro de casa. Con una escalera sinuosa en blanco inmaculado y ligera barandilla en negro. Todo a juego con el suelo. 

 

N. Manso Realización: Beatriz Aparicio

Mix de estilos en el salón

Butacas Camaleonda, de Mario Bellini para B&B Italia. Alfombra de Kelly Wearstler para The Rug Compnay, en BSB. Sofá, de Atemporal, con tapicería Carlota Soft, de Rubio Interiors. Mesas de centro, diseño Anna Alegre. Cuadro de Lidia Masllorens, en la Alzueta Gallery. Cojines de Zara Home. Cortinas de lino, de Rubio Interiors. Mesas auxiliares, de Mercantic. Piezas de Murano de Antique Boutique. Cabeza cerámica de Luzio. Lámpara blanca con pantalla de lino negro de Anna Alegre.

N. Manso Realización: Beatriz Aparicio

Comedor natural y de diseño

Sillas de bambú, de Anna Alegre Studio. Mesa mármol negro Marquina, diseño Anna Alegre. Sobre ella, cabezas de cerámica, de Luzio. Cuadro de Antonio González, en Alzueta Gallery. Alfombra de seda, de BSB. Chandelier de hojas de cristal esmerilado.

N.Manso Realización: Beatriz Aparicio

Cocina clásica en blanco

Diseño de Anna Alegre. Sillas de bambú del estudio Anna Alegre. Taburetes de bambú, de Authentic Deco. Luces empotradas de Ustrellum.

N. Manso Realización: Beatriz Aparicio

Suelo damero en la piscina

Pavimento de damero en mármol. Piscina con gresite blanco. Fachada con aislamiento Sate, en acabado acrílico blanco natural. Jardín, diseño de Jardins Munill Aroztegui.

N. Manso Realización: Beatriz Aparicio

Comedor exterior de madera

Mesa de madera de Luzio, realizada con dos puertas chinas. Sillas de bambú, de Francisco Segarra. Sofá y taburete de bambú procedentes de un ‘flea market’ en La Bisbal d’Empordà (Girona). 

Dormitorio moderno y cálido
N.Manso Realización: Beatriz Aparicio

Dormitorio moderno y cálido

Mesitas de noche y sábanas de lino, de Zara Home. Lámpara de Manises, en Antique Boutique. Cuadro de Maria Yelletish, en Alzueta Gallery. Suelos de parqué natural, de Parador.

N.Manso Realización: Beatriz Aparicio

Dormitorio para bebés

Cama de IKEA. Alfombra de Nanimarquina. Dosel de Nobodinoz. Papel mural Ramas Paraíso, de Motif. Butaca Zanuso, de Zanotta. Taburete Eames Elephant y silla Panton, de Vitra, en DomésticoShop. Cortinas de Rubio Interiors

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Revista Interiores?