El interiorista Tristán Domecq abre su primera tienda física en el barrio de Salamanca

Interiorismo, decoración, arquitectura y construcción. Un todo en uno en la primera tienda física de Tristán Domecq, donde el interiorista proyecta viviendas únicas, atemporales y llenas de vida.

El interiorista Tristán Domecq abre su primera tienda física en el barrio de Salamanca
El interiorista Tristán Domecq abre su primera tienda física en el barrio de Salamanca

Dotar a los espacios de una personalidad única y sofisticada. Este es el emblema de cualquier interiorista que arranca su proceso creativo. Porque, también en la decoración de interiores, como en cualquier otra disciplina artística, el objetivo de cualquier proyecto de interiorismo y arquitectura, pasa, como no, por brindar a los espacios de carácter e identidad.

Destacar, diferenciar un diseño del otro. Así es como trabajan los profesionales de esta área quienes, como el interiorista Tristán Domecq, no pierden de vista los deseos de sus clientes. Y es que desde ahora, cualquier amante de la decoración puede visitar la primera tienda física de Domecq en el barrio de Salamanca donde encontrará las soluciones e ideas que más se ajusten a sus intereses.

Madrid vuelve a acoger un espacio único que aúna interiorismo, decoración, arquitectura y construcción. Estas disciplinas son el centro de interés de un interiorista como Domecq, quien abre las puertas de su tienda en pleno corazón del barrio madrileño de Salamanca —concretamente en la calle Castelló número 59.

“Para nosotros es fundamental que los clientes sientan partícipes en todo momento, por lo que aunar todos los procesos en uno era esencial”, afirma Domecq. 

¿Qué encontraremos en ella exactamente? Allí lucen ya una gran selección de materiales y piezas exclusivas para clientes. Más allá de sus diseños, en este espacio encontramos un verdadero lugar de trabajo de más de 380 metros cuadrados donde Domecq ha podido reunir tienda, planta de interiorismo, constructora, almacén y espacio de eventos para grupos reducidos.

En este nuevo punto de venta físico de su colección pueden encontrarse desde mobiliario –mesas, sillas, sillones, sofás, y aparadores–, hasta menaje, pasando por todo tipo de objetos de decoración, iluminación –apliques y lámparas–; así como una línea textil que incluye alfombras, cojines, colchas o mantas.

Entrar en este espacio es también un viaje al espíritu de trabajo de Tristán Domecq: un lugar con vida propia que sumerge al cliente en el proceso desde la fase cero, pasando por la proyección, la construcción hasta llegar a la decoración, gracias a su tienda online que, ahora, se integra también en este lugar.

Tristan Domecq Casa

“Las dimensiones de este lugar nos permiten ofrecer al cliente una experiencia íntegra: ven con sus propios ojos todos los detalles ya que disponemos de todas las áreas necesarias integradas para la concepción de nuevos espacios”, explica Domecq, “es un lugar vivo que cierra el círculo a la concepción de nuevos espacios y estancias en el hogar”, cuenta el interiorista.

Desde este nuevo estudio, Tristán Domecq Interiorismo proyecta viviendas únicas a las que llena de vida propia. Esto lo consigue manteniendo intactas las características de su trabajo: uso de piezas únicas de decoración de diseño propio –cerámica y artesanía, elección de materiales como la madera, la piedra, el mármol y el hierro; e incorporación de antigüedades y piezas únicas en la decoración.

El resultado de su trabajo es proyectar y crear espacios con personalidad propia basados en la atemporalidad y en la concepción de espacios cálidos. Un proyecto hecho con mimo y carácter que te espera ya en el número 59 de la calle Castelló (Madrid).

Sobre el autor

Sara Roqueta

Periodista

Periodismo y cultura. En ese orden o viceversa. Me introduje de lleno en los estudios comparativos de Literatura, Arte y Pensamiento y el análisis de los procesos creativos. Todavía sobrevivo. Poesía, narrativa y arte contemporáneo. Ahora redactora en Objetivo Bienestar y Revista Interiores.

Descubre más sobre: