Silvestres, despeinados y con carácter… Este año, el concepto tradicional de decoración floral se hace a un lado y da paso a ramos naturales y desenfrenados que dejarán tu amor por la decoración ‘a flor de piel’.

Parece que el calor se está haciendo de esperar, así que todavía podemos aprovechar antes de que llegue el calor abrasador del verano para darle vida a nuestra casa con las últimas tendencias en adornos florales de esta primavera. Estos son los colores y variedades que más se llevan y las formas de presentar tus ramos y de decorar con ellos más originales. Así que ponte música, encuentra la inspiración y ¡dale vida a tu ramo!

Rompe con las reglas

Esta temporada se lleva romper con las reglas y el concepto de decoración con flores más tradicional se hace a un lado para desatar el lado más rebelde y silvestre de la naturaleza. Colores vivos como el mostaza y ramos con mucha variedad de flor son los protagonistas de esta primavera, claveles ‘make up’ en tonos salmón o rosas de color coral.

Ramos desenfadados y llenos de luz en los que se imponen la sencillez y la dulzura, aunque no exenta de carácter. Ramos que reducen su tamaño pero añaden flores más lustrosas y un toque de aroma con lavanda o eucalipto, que aportan una esencia campestre y natural.

Ramo Dálias

Las flores que están de moda

Un clásico que se reinventa: la margarita. La variedad que se lleva más esta temporada es la manzanilla, algo más pequeña y delicada, que aporta un toque silvestre a ramos y centros y que, además, se puede combinar con flores más elegantes, como las rosas, o con otras más silvestres, como el trigo o la siempreviva.

La flor prometida: las peonías. Duran hasta finales de julio, y son las flores por excelencia de las novias de primavera y de verano. Es una flor ideal para decorar la casa en ocasiones especiales. Asegúrate de comprarlas cerradas, ya que este tipo de flor se abre poco a poco, y así te durarán más tiempo.

El tulipán, una flor de muchas caras. Las muchas variedades del tulipán hacen que sea otro de los protagonistas de esta primavera. Tulipanes dobles, con doble pétalo o de varios colores, son una especie que normalmente no se encuentra en los floreros de nuestro país, por lo que las expertas han llegado a la conclusión de que es el momento idóneo de integrarlos. Conocidos popularmente como “tulipanes de peonía” por el gran diámetro de su vulvo (puede llegar a los 10 cm) los tulipanes dobles aportarán volumen y elegancia a tu conjunto floral.

ramo rosas

El triunfo del rosa: así es, es uno de los colores de moda este año, y la flor que se lleva el premio a la más triunfadora en este color son sin duda las rosas de pitiminí, que aportan delicadeza y elegancia a la vez, y quedan preciosas en pequeñas agrupaciones. 

Siguiendo en la línea del color rosa, otras de las flores más vistas esta temporada son las hortensias, un clásico con el que, combinadas en su justa medida, obtendrás ramos y centros llenos de vida, ideales para cualquier ocasión. La hortensia es una flor decorativa que, además de durar mucho tiempo, también podemos usar para decorar cuando se seca.

La delicadeza de las dalias: es precisamente su fragilidad lo que les da un valor añadido, además de ser una flor muy armoniosa y con una composición de pétalos única. Sus tonalidades aportarán un toque rompedor a la vez que elegante a todas tus composiciones.

Corona de lilas

Una vieja amiga: las lilas. Pese a que siempre las imaginamos en tonos malva, esta flor tan típica en conjuntos primaverales también existe en tonos blancos. Si queremos añadir más color a nuestros ramos, las expertas aconsejan optar por el ranúnculo, una flor que nunca falla en esta época del año.