El loft es el ejemplo ideal de una casa sin paredes, es una apuesta por la amplitud y los espacios abiertos. Aunque si no queremos tener paredes porque nos quitan esos metros de más que necesitamos, siempre podemos conseguir separar las estancias y distinguirlas sin disponer de ninguna pared.

Hay diferentes alternativas que nos permiten separar espacios de forma original, sin perder la elegancia y sofisticación. Se trata de modernas e innovadoras opciones que nos permiten obtener los mismos resultados que podríamos conseguir con paredes, pero que lo logran de una forma mucho más cautivadora y atractiva.

Prescindir de paredes aporta un gran toque de personalidad y, en función de como separes estos espacios, definirás un estilo y una atmosfera. Es una apuesta alejada de lo tradicional, pero segura. Párate, observa y planifica cómo puedes conseguirlo y cuál es la mejor alternativa para separar las estancias de tu casa sin paredes.

Beneficios de separar espacios, sin paredes

La amplitud del hogar se consigue dejando entrar la luz natural y derribando las paredes que nos bloquean la visión. Existen muchas propuestas decorativas que permiten diferenciar los espacios con naturalidad y que consiguen crear un lugar llego de armonía.

Un aspecto a tener en cuenta es la combinación y adecuación de los espacios, los cuales deben adaptarse a nuestras necesidades y encajar en el espacio sin problemas. Pero lo bueno es que no necesitarán ir a juego entre ellas, ya que al estar separadas visualmente podemos romper la línea decorativa escogiendo diferentes estilos que llenarán de vitalidad nuestro hogar.  

Además, cuando tengas invitados en casa no tendrás que parar de conversar al entrar a la cocina u otra estancia, ya que seguirás mirándolos a los ojos y escuchándolos perfectamente. Se acabaron los chillidos de una punta a otra de la casa y los “ahora vengo”.

Las formas de separar estancias son muchas y variadas, deja volar tu imaginación e inspírate con estas ideas: