A los propietarios de esta vivienda, situada en el Eixample barcelonés, les gustó la idea de vivir en un espacio funcional, con áreas abiertas y estancias con personalidad y cáracter. Para lograrlo, se pusieron en manos de Meritxell Ribé y Josep Puigdomènech, de The Room Studio, que apostaron por obtener grandes estancias de calidad, alejándose de la compartimentación original de la vivienda. “Por ello redistribuimos los espacios, restaurando todas las áreas y devolviéndole su esencia y alma. Se obtuvieron zonas homogéneas y amplias, donde la luz natural es uno de los grandes protagonistas, y optamos por un estilo que jugara con el contraste, donde se conjugan elementos contemporáneos con otros más clásicos y convencionales”, aseguran los interioristas. Realizaron una disposición en el amplio hall de la casa llevando a cabo un delicado trabajo de diseño a través de cornisas y panelados en las paredes, y lo completaron con un proyecto de iluminación técnica y decorativa que crea distintos ambientes. 

“Ejecutamos una reforma integral  para obtener espacios abiertos, funcionales y actualizados. Con ello logramos darle personalidad y carácter a la vivienda”

En la zona principal se idearon tres áreas conectadas y, al mismo tiempo, diferenciadas: por un lado, encontramos la zona del salón en el espacio central para poder ver la televisión y disfrutar de las reuniones con amigos y familiares; a continuación, el rincón de lectura, ya que a los propietarios les encanta leer; y el comedor, que incluye  una comunicación visual con la cocina aunque, a su vez, dispone de una partición gracias a unas puertas correderas que permiten el paso de la luz, optimizándola y consiguiendo sensación de amplitud. “En esta última, apostamos por un espacio ajustado a las necesidades de toda la familia, para que pudieran reunirse, instalando un espacio destinado al desayuno en la amplia isla y un pequeño comedor para comidas más informales”, comentan Meritxell Ribé y Josep Puigdomènech.

The Room Studio

También se estableció un despacho, concebido como un lugar muy íntimo, con carácter y mucha personalidad, y con cierto toque british. Y para la zona de noche, a la habitación en suite se le dio un look contemporáneo, informal y actual, apoyado con un minitocador, cómodo y luminoso; mientras que en el dormitorio infantil se optó por incluir una zona de estudio, otra de lectura en bancada y un amplio espacio para jugar. Aquí se emplearon los colores favoritos de los niños en los complementos y textiles, consiguiendo una atmósfera atemporal y neutra.

The Room Studio (12)
1/13

The Room Studio (12)

Estantería, sofá y mueble de televisión de Novamobili, daybed de Artisan, mesa de centro de Gervasoni. Alfombra de Francisco Cumellas; puf, aparador y complementos sobre la mesa de centro en Nord Interiors; lámpara de pie, lámpara de la estantería, mesa auxiliar y jarrones en The Room Studio. Lámpara de suelo, de Carpyen, plantas en Teodora Exteriorisme, esculturas adquiridas en la galería Víctor Lope Arte Contemporáneo, mano de madera y cojines rosas de Hay. El resto de cojines y el plaid proceden de La Maison.

Hall
2/13

Hall

Escultura y cuadro procedentes de la galería Víctor Lope Arte Contemporáneo. Alfombra de Dac Rugs, en BSB Alfombras. Banco en Nord Interiors. Sobre él, jarrones adquiridos en La Maison. En el pasillo, apliques de Vibia. Al fondo, lámpara de suelo de Ay Illuminate.

Comedor
3/13

Comedor

Sillas de Novamobili. Mesa de Artisan. Lámparas suspendidas de Vibia. Jarrones de cristal adquiridos en Brucs.

Cocina
4/13

Cocina

Taburetes de Ondarreta, lámparas suspendidas sobre la isla y bandeja redonda procedentes de The Room Studio. Saleros de Normann Copenhagen. Vajilla y bandeja pequeña de Home Design.

Office
5/13

Office

Lámpara de sobremesa, bandeja, portavelas y vitrina de The Room Studio. Mesa de Ethnicraft. Sillas de Gubi.Lámpara de techo de Santa&Cole. Cuadro de la galería Víctor Lope Arte Contemporáneo. Jarrones en la mesa de Home Design.

The Room Studio (42)
6/13

The Room Studio (42)

Mobiliario hecho a medida y diseñado en The Room Studio, puf de Oyoy, alfombra en BSB, aplique de Normann Copenhagen.

Zona de juegos en el dormitorio infantil
7/13

Zona de juegos en el dormitorio infantil

Lámparas de Marset. Muebles diseño del estudio de interiorismo. Alfombra procedente de BSB. Aplique de Normann Copenhagen. Cojines adquiridos en The Room Studio. Cojín azul y roca azul en La Maison. Ropa de cama de Ferm Living. Complementos de la estantería comprados en Nord Interiors.

Baño de la suite
8/13

Baño de la suite

Madera para aportar calidez y mármol blanco veteado que moderniza la estancia. Complementos en The Room Studio.

Dormitorio en suite
9/13

Dormitorio en suite

Cama de Bonaldo. Lámpara sobre la mesilla de noche de Nuura.Cuadros de la galería Víctor Lope Arte Contemporáneo.  Alfombra de Francisco Cumellas. Apliques del cabecero de Marset. Cojines naranjas en La Maison; el estampado es de Ferm Living.Plaids en Home Design.

Tocador
10/13

Tocador

Complementos de The Room Studio, taburete de Expormim, lámpara de Gubi y alfombra de Nanimarquina. 

Rincón de lectura
11/13

Rincón de lectura

Simple, elegante y repleto de luz. Los imprescindibles son una butaca ergonómica como esta, una lámpara de pie y abundante luz natural. Poco para un espacio personal muy especial.

Espacio de trabajo en el dormitorio
12/13

Espacio de trabajo en el dormitorio

Si vas a crear un espacio de trabajo en el dormitorio de los niños, lo ideal es hacerlo junto a una ventana y siempre con estores que tamicen la luz. Será su rincón preferido para manualidades y estudio. 

La versatilidad
13/13

La versatilidad

Es clave para darle funcionalidad a los espacios de la casa. Bajo estas líneas encontramos el despacho, que es también una zona de relax pensada para tocar la guitarra.