El Feng Shui nos dice que no podemos pasar sin él. Puede ser el baño, el tocador, una zona específica de nuestra sala de estar, aquella habitación destinada a nuestros hobbies como la práctica de yoga, la pintura, la cocina o la música, una esquina de nuestra terraza… Se llaman rincones dulces y los asociamos directamente al bienestar y a la relajación, a ese espacio concebido, en exclusiva, para permitirnos ser nosotros mismos y dejar atrás cualquier preocupación o tensión física o mental.

Al ser espacios tan personales e íntimos, hay poco escrito sobre cómo debemos crearlos o decorarlos y la libertad de cada uno de nosotros no debe tener límites a la hora de concebirlos ni a nivel estético ni a nivel funcional. Para cada uno, los rincones dulces de casa tienen un significado y un uso distinto y, siguiendo con el recorrido virtual que estos días estamos haciendo por la 55ª edición de Casa Decor Madrid, no queríamos acabar con nuestra visita sin poner atención en este tipo de rincones pensados para contemplar y para conectar con nosotros mismos.

Así que nuestra selección de hoy se centra en los espacios creados para el contacto con uno mismo, para verse, jugar o vislumbrar la belleza y cómo cada uno de los interioristas lo ha sabido interpretar a su propia manera y estilo. ¿Preparado para conectar?

Tocador art déco
1/6

Tocador art déco

Un tocador de ensueño, así es la propuesta de Virginia Gasch, inspirándose en los felices años 20, la decoración art déco de estilo renovado, pero fiel a los detalles redondeados y ornamentos de la época.

Una galería de arte en casa
2/6

Una galería de arte en casa

Laura Gärna nos propone una contemporánea y delicada galería de arte, en la que todo se refleja. Con revestimientos de Cosentino y laminado de Formica.

Minimalismo y relax
3/6

Minimalismo y relax

Minimalismo para el relax, recrear la vista y perderse en el espacio. Un trabajo de Imanol Calderón y Marta Alonso para Niessen.

Inspiración palaciega
4/6

Inspiración palaciega

Inspirada en las salitas de las cortes palaciegas, Sara Folch recrea un aposento con piezas movibles, secretos en su interior y tecnología, la de Jung. Lavamanos de Villeroy & Boch.

Un tocador masculino muy natural
5/6

Un tocador masculino muy natural

El arte y la artesanía en un tocador masculino como protagonistas, así como el uso de materiales naturales y la tecnología como elemento de confort. De José Lara.

Una sala de juegos en casa
6/6

Una sala de juegos en casa

Ambientado en una habitación de juegos para hombres, combina clasicismo y modernismo. De Angelina Sanz.