Inspirada en las grandes obras arquitectónicas diseñadas bajo el estilo brutalista, llega 'Vivienda Pa': un proyecto que se fusiona con el entorno natural sin apenas impedimentos. La Costa Brava, en concreto la localidad de Begur, ha sido el emplazamiento elegido para construir esta residencia que, tras más de tres años, por fin ve la luz. El resultado es un interior que nos arropa con un diseño sofisticado. Mientras, la gran fachada en hormigón se encarga de crear un juego de luces y sombras que otorga fuerza y quietud a toda la vivienda. El resto es solo naturaleza, la cual se integra perfectamente con todo el conjunto.

La primera imagen que nos sobreviene al observar esta residencia es la de un gran macizo de hormigón pulcro y sereno. De hecho, su estilo brutalista, que viene del francés "béton brut" y que significa hormigón crudo, era el nombre que el arquitecto Le Corbusier utilizaba para designar a su material favorito: el hormigón. En este caso, también podemos observar como la residencia, con un toque más moderno, aprovecha la superficie de actuación de 400 m2 para erigirse como un edifico a gran escala y en el que, como no, este material es el absoluto protagonista a través de unas fachadas denudas de ornamento.

foto vivienda pa

El objetivo de este proyecto, diseñado por los arquitectos Garces de Seta y Bonet en colaboración con las interioristas Sheila Llovet y Anna Torndelacreu, fundadoras de We Are Crude, era el de crear un monumento perdurable al diseño, una obra escultórica camuflada entre la vegetación autóctona de la costa Brava. Un hecho que ha sido posible gracias a la colaboración de los arquitectos GSDB y que nos permite conectar de lleno con el entorno.

La casa está diseñada para fusionarse con los elementos como la arena, la luz, el viento, el sol, y el océano que se puede ver en la distancia.

De hecho, otro de los argumentos previos a la ejecución de esta obra, era la idea de eliminar a toda costa el ruido y el estrés propios de la cotidianidad urbana para trasladarnos a un escenario en el que, literalmente, pudiéramos respirar naturaleza. Tanto es así que, el diseño interior de la vivienda también ha sido pensando bajo esa necesidad de conseguir una vivienda que combine las vistas exteriores a la Costa Brava junto con un espacio íntimo que aporta calma y recogimiento. Todo un remanso de paz que nos inspira y nos conecta.

Un diseño sencillo y funcional
1/4

Un diseño sencillo y funcional

La estética brutalista de esta vivienda, en la que predominan los volúmenes de hormigón vertidos en la obra, permite que la estructura proyecte sombras en las paredes y en el suelo desnudo a medida que cambia la luz. Un efecto visual que suaviza la frialdad del hormigón al integrarse dentro de la vivienda de una manera sutil y acogedora.

El entorno natural: principal protagonista
2/4

El entorno natural: principal protagonista

Junto al macizo de hormigón que corona toda la vivienda, el espacio natural es sin duda otro de los aspectos esenciales en el diseño de esta residencia. Con una actitud no ornamental, la construcción deja que el entorno sea el centro de atención. Es entonces cuando nuestra mirada se dirige hacia al amanecer y el atardecer que se asoma por los amplios ventanales, dictando así la paleta de colores y estados de ánimo presentes en la vivienda.

El patio central distribuye las estancias
3/4

El patio central distribuye las estancias

En el centro mismo de la vivienda se encuentra un patio lleno de vegetación e inundando por la luz, la cual penetra desde aquí en todas las estancias. Esta zona se encarga además de distribuir las distintas estancias de la vivienda, un núcleo que está en continuo dialogo con el exterior donde la arena forma parte de la propia casa difuminando las distinciones entre interior y exterior.

Un interior cálido y acogedor
4/4

Un interior cálido y acogedor

El interiorismo, realizado en madera de nogal americano, baldosas cerámicas de distintos colores y escaso mobiliario, suaviza el monolito brutalista que es de apariencia dura pero suave y acogedor en su interior. De hecho, la repetición de lo elementos y detalles constructivos para la configuración de los espacios fue el concepto que hace que la casa, estés donde estés se entienda como un todo.