Cabaña chic

Una casa de playa moderna que redefine el concepto de vivienda tradicional en la costa y que permite a sus propietarios disfrutar de un espacio de vida contemporáneo en medio de la belleza natural de la Península del Cabo.

Salón
Salón

La vida de la ciudad, sin duda, tiene sus ventajas, pero trasladarse a un refugio fuera de ésta te otorga una sensación de vacaciones a tiempo completo. Éste fue el pensamiento que tuvieron la pareja propietaria de esta vivienda, Kobus Loots y Greg Shaw, hace más de diez años.

Editores de cine en una empresa con sede en el distrito financiero en Ciudad del Cabo y un apartamento en la abarrotada costa atlántica, comenzaron a construirse una casa de fin de semana en Misty Cliffs en el año 2000. Poco después, se decidieron a trasladarse a vivir allí definitivamente, ya que el entorno relajado y los apenas 45 minutos en coche que los separaba de la ciudad les valía mucho la pena.

El mar, el cielo y la playa son los ejes vertebradores de esta vivienda, que apuesta por integrar el exterior en el interior, en el corazón de la casa.

Kobus y Greg pronto vieron el potencial de crear una casa con vistas al mar. “Vi una foto de una finca australiana revestida con madera y de una estética arquitectónica muy moderna”, comenta Kobus, que explica cómo querían que fuera la suya, de un entramado de madera contemporánea. “Yo describiría nuestro espacio como una cabaña de madera junto al mar, con un giro poco tradicional”, dice Greg”. “Al arquitecto  le pedimos que fuera una casa de playa diferente, extraordinaria, pero que fuera un verdadero hogar”.

La parcela tiene unos 600 m2 y la casa se ha ido extendiendo a medida que ha ido anexionando habitáculos colindantes. Eso hace que sea una vivienda con diferentes alturas y salientes- terraza.

Un elemento que destaca es el patio interior: “Soy un loco de la naturaleza y ésta era la única forma de sentirme como si viviera en el corazón de la misma”, apunta Greg. Esto provoca una combinación de estilos arquitectónicos que se traduce en la decoración interior, ecléctica y muy variada. Su amor por la mezcla es posiblemente el antídoto a lo que de otro modo sería un espacio insípido. Y tiene su justificación: “Si compras lo que te gusta, todo acaba encajando”, asegura Kobus. Los hallazgos en sus viajes han completado la decoración de una casa que vive abierta al mar y al paisaje.

Estilismo: Sven Alberding

Sobre el autor

Descubre más sobre: