Solemos asociar decoración con lujo y creemos que para tener una casa bien decorada debemos dejarnos mucho dinero, pero no es así. Puedes tener una casa, y un dormitorio, con encanto sin arruinarte, solo tienes que saber elegir bien los muebles y conocer algunos trucos que te van a facilitar mucho las cosas. La clave es tener algún objeto con clase y personalidad que sean la esencia del dormitorio y mezclarlos con otros más sencillos y low cost. Anota estas 9 ideas que te dejamos a continuación para decorar tu dormitorio para que quede bonito y original sin dejarte mucho dinero.

1. Molduras en las paredes

Las molduras son un elemento arquitectónico que suben el nivel a la decoración de un dormitorio. No ocupan espacio y además generan una sensación de cuidado y bienestar. Se suelen asociar a un estilo de decoración clásico, pero se ha demostrado que, hoy en día, ya no es así y que cualquier estilo decorativo puede incorporar molduras en las paredes. Se pueden poner de escayola e incluso puedes colocarlas tú misma si son de un material sintético.

Decoración con molduras

2. Decorar con plantas

Seguramente ya sepas que las plantas le dan vitalidad a un espacio, y tu dormitorio no es una excepción. Son una solución barata, vistosa y personal para una habitación. Además van bien con cualquier material, color o estilo decorativo. Lo mejor de todo es que puedes irlas cambiando de lugar e irlas remplazando por otras nuevas y así tu dormitorio nunca será igual y no te cansarás de él.

Decoración con plantas

3. Haz tu propio cabecero

El cabecero de la cama es uno de los elementos decorativos que más llama la atención en un dormitorio. En las tiendas de decoración encontrarás un sinfín de variedades (grandes, pequeños, minimalistas o de lo más elaborados) pero nosotros te aconsejamos que lo hagas tú misma, sobre todo si quieres ahorrarte un dinero.  Puedes usar pales, unas estanterías o cualquier idea que se te venga  a la mente. La Chalk Paint, es un gran aliado a la hora de personalizar tu cabecero.

Decoración cabecero

 4. Los textiles

Como hemos dicho, debes tener cosas un poco más caras que llamen la atención, una de ellas puede ser la ropa de cama, ya que la pieza principal de un dormitorio es la cama y llama mucho la atención. Una funda nórdica de calidad es prácticamente un dormitorio bien decorado. No puedes olvidarte del resto de textiles de tu habitación (cortinas, mantas, alfombra…). Ten en cuenta que si los cambias, cambiará también el aspecto del dormitorio de forma radical. Por eso, si lo que quieres es renovar tu habitación sin hacer grandes cambios, renovar los textiles (todos o algunos) puede ser una buena solución económica y relativamente fácil de hacer.

Decoración funda nórdica

5. Mesita de noche multifuncional

Si no quieres invertir en una mesita de noche, siempre puedes usar otro objeto o mueble que haga su función. Una silla, por ejemplo, le dará personalidad y carácter a la estancia. Si lo tuyo es el estilo nórdico, te aconsejamos unos troncos de madera, son económicos y son la solución perfecta solos o en conjunto.

Decoración mesita de noche

6. Cojines originales

Los cojines que disponemos sobre la cama pueden decir mucho de nosotros y del cuidado que prestamos a la decoración. Aportan una sensación acogedora, agradable y de confort y le dan presencia y carácter a una cama. Son unos grandes aliados para vestir la cama, ya que la decoran y le pueden dar un toque de color. Te aconsejamos que tengas un par de fundas de cojines distintas para que las puedas ir intercambiando y puedas crear dinamismo en el ambiente.

Decoración cojines

7. No te olvides de los espejos

Los espejos son los grandes aliados a la hora de crear espacios visualmente mucho más amplios y luminosos de lo que realmente son. Analiza y estudia dónde colocarlos para que puedas conseguir la sensación deseada. Te aconsejamos que tengas uno grande, de cuerpo entero y si quieres alguno más pequeño que sea un elemento decorativo más.

Decoración espejo

8. Paredes claras

Los colores neutros y claros son perfectos para dormitorios, ya que transmiten paz, serenidad, bienestar, sosiego, tranquilidad… Al fin y al cabo eso es lo que se suele buscar en un dormitorio, poder descansar y desconectar del estrés diario. Unas paredes grises, por ejemplo son una buena opción porque no resultan frías y se combinan a la perfección con  casi cualquier otro color y material.

Decoración color pared

9. La iluminación

Para terminar, os dejamos un aspecto muy importante en la decoración de cualquier espacio de la casa, y por lo tanto también del dormitorio. Es importante tener distintos puntos de luz, aunque lo ideal es tener la máxima entrada de luz natural posible. Usa lámparas de techo, pero también algunas de mesa al lado de la cama, o de escritorio para estudiar. También puedes optar por lámparas de pie de luz regulable que te ayudará a crear distintos ambientes en un mismo espacio gracias a la luz

Decoración iluminación