Iván y Albert, como ganadores de la prueba anterior, fueron los encargados de formar los equipos. Los gemelos decidieron trabajar acompañados por Álex y Naomi, y Paco y Jéssica. Iván fue designado como el jefe de obra.

El otro equipo lo integraría José e Iratxe y Eli y Antonio. El vasco asumió el papel de capataz y tuvo el privilegio de escoger qué trabajo quería llevar a cabo, al tener dos miembros menos en el equipo. Se decantó por reformar el interior del inmueble, donde su equipo debía dar forma al comedor, dormitorio y salón, donde debían instalar, además del mobiliario, una chimenea. En el exterior, el equipo verde debía habilitar una cocina con una barbacoa y barra, acondicionar una zona de estar con pérgola, solárium, arreglar el jardín y la fachada.
 

EQUIPO VERDE: Las discrepancias hacen mella en el trabajo

Las discrepancias en el equipo verde no se hicieron esperar. Ya en el primer día de trabajo, Paco y Jéssica chocaron con Iván por designarles, según ellos, ‘trabajos menores’ para favorecer su eliminación. Lejos de quedarse en un hecho aislado, la tensión entre ambas parejas fue en aumento a lo largo de los días y acabó repercutiendo en el resultado final de la reforma.

Los peones se equivocaron en el diseño de la barbacoa y tampoco estuvieron acertados en la construcción del banco, donde Paco hizo caso omiso de las indicaciones que había hecho Carolina. Según el interiorista Ricardo de la Torre, que visitó la obra junto a los jueces, el banco carecía completamente del “estilo rústico” que requería el trabajo.


EQUIPO AZUL: Gran trabajo en la reconstrucción de las paredes

En el interior, la convivencia entre ambas parejas tampoco fue un bálsamo de aceite. Iratxe y José recriminaron en varias ocasiones el carácter individualista de Antonio. Tampoco faltaron las broncas entre la pareja, que de hecho llegó a dejarse de hablar en algunos momentos de la reforma.

Pese a algunos problemas con la colocación del pladur, los jueces alabaron el trabajo de recuperación de todas las paredes de las tres estancias y su buen empapelado. También tomaron nota de lo rigurosos que habían sido con las directrices que se les había dado en el proyecto.

Todo esto llevó a los jueces a salvar a las dos parejas del equipo azul y enviar a la cuadrilla de los gemelos a la prueba de eliminación.

Así fue el antes y el después de la reforma:

Salón antes de la reforma
1/9

Salón antes de la reforma

El salón tras la reforma del equipo azul
2/9

El salón tras la reforma del equipo azul

El comedor antes de la reforma
3/9

El comedor antes de la reforma

El comedor interior antes de la reforma
4/9

El comedor interior antes de la reforma

La habitación tras el trabajo del equipo azul
5/9

La habitación tras el trabajo del equipo azul

El porche antes de la reforma
6/9

El porche antes de la reforma

Este es el espacio que acondicionó el equipo verde
7/9

Este es el espacio que acondicionó el equipo verde

El porche después de la reforma del equipo verde
8/9

El porche después de la reforma del equipo verde

Así quedó la terraza exterior
9/9

Así quedó la terraza exterior