Visitamos una de las ciudades más bonitas del Norte para disfrutar de un proyecto decorativo que apuesta por el blanco como elemento base a partir del que surgen contundentes y elegantes pinceladas de color y sabor que nos recuerdan al mar. Evidentemente nos encontramos en San Sebastián, en una vivienda ubicada a escasos metros de la playa de La Concha.

Mira la galería de imágenes

Se trata de un piso de 170 m2 que forma parte de un edificio de principios del siglo xx, reciente y completamente restaurado. “Esto es algo que nos ha permitido diseñar unos espacios amplios y más actuales”, asegura Mikel Irastorza, artífice del proyecto de interiorismo. "Es el piso de una familia a la que le encanta recibir; por ello, una de las cosas en las que pensamos desde el primer momento fue diseñar una gran suite de invitados para poder disfrutar de ellos; así como dormitorios amplios, varios baños, una cómoda zona de día y un office que funciona como comedor de diario".

Sus propietarios querían una vivienda luminosa de generosos volúmenes; al mismo tiempo, tenían muy claro que querían que su piso tuviera cierto aire clásico, a tono con el edificio. “Para conseguir esa estética, tuvimos que comprar molduras, cornisas, chimeneas..., y al mismo tiempo decantarnos por suelos en madera de roble lavado y de sección más ancha de lo normal para que los volúmenes grandes quedaran perfectamente compensados. En definitiva, realizamos una vivienda contemporánea con ciertas reminiscencias a la época a la que pertenece la finca”, resume el decorador Mikel Irastorza.
 

Decoracion Mikel Irastorza 02

Foto: Belén Imaz


Todo se organizó en torno a la luz procedente del exterior. Así encontramos que la zona de día, perfectamente distribuida y separada de la cocina por una puerta corredera de cristal y enmarcada entre pilares y vigas, se ubica junto a uno de los dormitorios y un aseo de cortesía; el resto de habitaciones están al otro lado de la vivienda, al final de un gran pasillo, junto al balcón y la terraza. Este es sin duda un proyecto que se abre a la luz y utiliza el color blanco como marco sobre el que destacar las piezas de mobiliario y complementos de gran riqueza cromática y perfectamente combinados.

Comedor
Belén Imaz
1/10

Comedor

Silla blanca, de Porada, tapizada con tela de Pierre Frey. Mesa de comedor en roble y estructura de hierro lavado en blanco, de Sovet, con sillas vintage danesas. Sobre la mesa, cerámicas vintage alemanas. Lámparas de Kundalini. En la pared, obras de Rafel Canogar.

Cocina
Belén Imaz
2/10

Cocina

Cocina de Cocinadecor con tiradores de Formani. Encimera y frentes en Dekton. Taburetes de Valentina. En la encimera, cerámicas vintage alemanas. Lámpara de techo de Omio.

Baño
Belén Imaz
3/10

Baño

En mármol blanco y negro y con azulejos tipo metro. Lavamanos de Duravit. Lámpara vintage alemana. Tíbor de cerámica de Thai Natura y espejo de Dosfer.

Dormitorio de invitados
Belén Imaz
4/10

Dormitorio de invitados

En la pared, papel de Elitis. Mesa en forja y galuchat, colcha, cojines y plaid, de La Trastienda-Calderón Bilbao. Alfombra turca de Alfombras Kervan. Silla Bertoia en negro.

Detalle del dormitorio principal
Belén Imaz
5/10

Detalle del dormitorio principal

Cómoda en laca azul, beige y negra, de Thai Natura. Sobre ella, jarrones franceses y lámpara alemana. En la pared, espejo vintage italiano.

Dormitorio principal
Belén Imaz
6/10

Dormitorio principal

Papel pintado del cabecero de Elitis. Mesillas de Andrew Martin. Lámparas de Omio. Cabecero, colcha, cojines y plaid de La Trastienda-Calderón Bilbao. Cortinas de Lizzo. En la pared, cuadro de Pablo Palazuelo.

Recibidor
Belén Imaz
7/10

Recibidor

Consola en mármol, de Meridiani. Sobre ella, lámpara de porcelana de Jo. Van Norden. Espejo Visual Round, de Sovet.

Notas de color
Belén Imaz
8/10

Notas de color

Lo bueno de decorar en color blanco es que es fácil romper su monotonía con pocas piezas, como una butaca, un jarrón... ¡Es ideal!

Revestimientos
Belén Imaz
9/10

Revestimientos

Los de colores, los geométricos o los veteados son una solución ideal en espacios en los que reina el tono blanco, ya que les resta frialdad.

Combinado cultural
Belén Imaz
10/10

Combinado cultural

Mezclar piezas de diversa procedencia aporta personalidad. En la imagen: aparador vintage danés y sofá italiano.