Portobello Street
1/8

Portobello Street

De tendencia permanente, el blanco y negro es una apuesta segura en decoración. Y aunque a simple vista seas un poco reticente, echándole un vistazo a las imágenes verás que el resultado te cautivará. Porque, ¿quién puede resistirse a la elegancia y sofisticación del negro combinado con la serenidad que aporta el blanco? Los dos extremos de la paleta de colores se dan la mano para alcanzar ese equilibrio visual al que es casi imposible resistirse.

Portobello Street
2/8

Portobello Street

Aunque, como en todo, hay que trabajarlo y saber que no todo vale. Sobre todo teniendo en cuenta las connotaciones del negro que en decoración, generalmente, no tiene demasiados seguidores. Sin embargo, combinado con el blanco precisamente, gana muchos puntos. De hecho, los expertos recomiendan una buena distribución de ambos colores, generando contraste y no abusando de uno o de otro, aunque siempre es preferible que el blanco predomine sobre al negro.

Portobello Street
3/8

Portobello Street

Con maderas y grises

Como base a la hora de decorar en blanco y negro, es decir, si pensamos en el continente de la vivienda, hay que tener presente que el blanco se recomienda para las zonas de las paredes y los techos, y el negro, en todo caso, para los suelos. Aunque también puede darse la posibilidad de optar por un papel pintado con motivos en blanco y negro para las paredes o un revestimiento cerámico en negro o de pizarra para una pared determinada, así como optar por un suelo de microcemento en color blanco roto. 

Luzio Concept Store
4/8

Luzio Concept Store

En cuanto a las piezas del contenido -muebles, textiles, lámparas, objetos de decoración, cuadros, etc.- pueden elegirse en uno u otro color, y también con ambos. Y, cómo no, se aconseja añadir pinceladas de otros colores que rompan con este bicromatismo, siendo el gris uno de los preferidos para ello, teniendo en cuenta que es la tonalidad que representa la degradación entre uno y otro y , como tal, es capaz de mantener la neutralidad estética que caracteriza estos ambientes. A nivel de materiales, las maderas de cualquier tipo se integran perfectamente en las decoraciones en blanco y negro.

Lledó Iluminación
5/8

Lledó Iluminación

Bicromatismo en cualquier estancia

Es muy importante tener en cuenta la iluminación, ya sea natural o artificial, sabiendo que allá donde ésta incida más, debe predominar el negro y las zonas que queden más oscuras, deben estar protagonizadas por el blanco porque, ya se sabe, este color es un potenciar lumínico en sí mismo.

Keraben
6/8

Keraben

Una de las principales características de la decoración en blanco y negro es que es totalmente aplicable a cualquier estancia de la casa, desde el salón hasta la cocina, pasando por el baño o el dormitorio. Una combinación que transforma estos espacios en auténticos oasis de tranquilidad, equilibrados, siendo ideales frente al actual frenesí del día a día. 

Maisons du Monde
7/8

Maisons du Monde

¿Quién dijo combinación fría?

Y para quien crea que el blanco y negro resulta decorativamente hablando una combinación fría, es que no sabe que existen complementos como los textiles, por ejemplo, que son quienes aportan calidez y confort aún en estas tonalidades, jugando con las texturas y los tejidos. Es el caso de alfombras, cojines, cortinas, plaids…

Kare Design
8/8

Kare Design

Las fotografías son complementos que, aun no siendo textiles, visten mucho la casa y realzan las paredes. En este caso, en blanco y negro, claro. De Kare Design.