Si crear un espacio chill out en tu terraza puede ser complicado, imagínate tener solo un rinconcito del que poder aprovecharse para crear esta idílica área. En ambos casos, cuando queremos que sea perfecto, conlleva bastante faena pensar en el diseño, la disposición, la combinación de colores y tejidos… 

Pero ese esfuerzo que supone acaba transformándose en algo muy positivo. Un lugar perfecto para desconectar, relajarnos, divertirnos, y reunirnos con nuestra familia y amigos. ¡Chilling! Y no hace falta tener grandes exteriores para conseguir crear un magnífico chill out.

De hecho, lo puedes lograr en un balcón, en una terraza pequeña, o en cualquier jardín exterior. Simplemente, tienes que amoldarte y optimizar el espacio que tienes. ¡Aprende a aprovecharlo y sácale más partido!

Consejos para lograr tu chill out

Cada espacio exterior es un mundo que nos abre una enorme ventana de posibilidades. Podemos crear lugares con encanto, independientemente de los metros cuadrados de los que dispongamos. Tengas un balcón o una terraza… ¡no hay nada imposible!

Si tienes un balcón o una terraza estrecha y larga, debes aprovechar cada esquina como si de un tesoro se tratara. Del mismo modo, las paredes serán tu salvación y podrás colgar miles de objetos de decoración: plantas, cuadros, luces…

Por lo que hace a la selección de los muebles, los bancos estrechos repletos de cojines pueden ser tu gran aliado. Ten en cuenta la disposición, porque juega un papel muy importante. Será fundamental que optimices el espacio para una mayor movilidad, es decir, deberías poder pasar sin problemas. ¡Qué corra el aire!

En el caso de un balcón o terraza más bien ancha y corta, puedes utilizar más variedad de muebles como sofás, mesas y sillas. Si te organizas bien, parecerá que tengas más espacio. Además, puedes poner elementos decorativos, como luces o flores en el suelo. Teniendo siempre en cuenta el diseño y el espacio.

Si hablamos de jardines, sigue la línea verde y decóralo con muchas flores. Atrévete también con las piedras canto rodado blancas para crear una apariencia más fresca y moderna. Y si quieres conseguir un relax absoluto, coloca una almohada crochet para descansar. Acompáñalo con un puf de color beige, una guirnalda luminosa e, incluso, opta por faroles o portavelas metalizados para colocar en el suelo.

Luces para espacios estrechos
1/10

Luces para espacios estrechos

Los espacios pequeños también pueden tener una bonita iluminación. Las cadenas de luces o las bombillitas que están colgadas a ras de la pared son las más prácticas. Crean la sensación de mayor amplitud en el espacio, a diferencia de una luz o farol grande. Quedan arrimadas y ni siquiera molestan al pasar. 

Flores para colgar en la pared
2/10

Flores para colgar en la pared

A falta de espacio para tener flores por el medio, si las colgamos en la pared nos olvidamos del problema. Además, le dan un toque estupendo y personal al lugar, debido a la elección de las plantas y a la composición que escojamos. Piensa cuántas quieres poner y a qué altura, aunque seguro que consigues que te queden genial. ¡Las flores dan mucha vida!

Mesita y sillas de jardín
3/10

Mesita y sillas de jardín

Una mesita y un par de sillas en el jardín, terraza o balcón, siempre van muy bien. Consigue una combinación de pequeñas dimensiones, para que puedas colocarla en tu chill out y que todavía te quede espacio para más objetos decorativos. Son un encanto y, si les añades cojines a juego, ¡darás con el toque ideal!

Sofá de estilo étnico
4/10

Sofá de estilo étnico

Un sofá pequeñito siempre puede tener un espacio en tu terraza o, incluso, en tu balcón. Hay algunos más anchos y otros más estrechos, simplemente, escoge el que se amolde a las medidas de las que dispones. La clave estará en el estilo que quieras seguir. Puedes probar con uno étnico para dar un toque diferente y cool a tu exterior. ¡No querrás levantarte del sofá! 

Silla basculante redondeada
5/10

Silla basculante redondeada

Una silla basculante es tu gran opción porque te permite jugar y manejar todo a tu medida. Al ir colgada, resulta mucho más práctica y, además, queda genial. Asimismo, es ideal para relajarte y desconectar. Se te cerrarán solos los ojitos. Elige una que vaya a juego con tu terraza o balcón, y sitúala dónde te permita ahorrar más espacio. 

Estantería de madera
6/10

Estantería de madera

Colocar una estantería de madera en uno de los laterales de tu terraza puede ser una gran inversión. Podrás colocar flores, artículos decorativos, portavelas, entre otros objetos que le darán personalidad. Además, la madera siempre está de moda y suele combinar con muchos estilos.

Alfombra para el balcón
7/10

Alfombra para el balcón

¿Qué te parece poner una pequeña alfombra en tu balcón? Es muy útil para aquellos suelos que no te permiten combinar mucho, ni crear tu propio estilo. De esta forma, puedes darle tu toque personal y decorar tu espacio siguiendo esa línea. Escoge artículos a juego para conseguir un espacio con armonía. 

Hamaca para la terraza
8/10

Hamaca para la terraza

¿En busca de un momento para relajarte al aire libre? Incluyendo una hamaca a tu terraza, lo conseguirás. De hecho, te podrías quedar hasta dormida. Además, se adapta muy bien a todo tipo de espacios, sean más estrechos o más anchos. Una buena opción es escoger una de un color beige y añadirle algún cojín de flores o colorido. 

Maceteros con flores
9/10

Maceteros con flores

Las flores y el buen tiempo van de la mano. Dan color, dan vida y también alegría. Para que resalten más, escoge un macetero beige y sitúalo en una esquina para ahorrar espacio. Puedes comprar uno más pequeño, si ves que te ocupará demasiado. Hay todo tipo de medidas, así que encontrarás la ideal para tu chill out. Puedes poner tantas maceteros como quieras, ¡está en tus manos! 

Iluminación con velas
10/10

Iluminación con velas

De día y de noche, las velas crean una atmósfera de tranquilidad, calma, paz y relax. Iluminar tu chill out con velas te será muy fácil porque apenas ocupan espacio. Puedes usar un portavelas metalizado o transparente, para darle un toque sofisticado. Conseguirás una luz perfecta y, además, súper romántica.