Para que veas que es posible, hemos seleccionado cocinas pequeñas que destacan por su estilo. Sus ideas son decorativas, sencillas y únicas. Algunas nunca pensaste que podrías aplicarlas en una cocina. Pero, sea como sea la tuya, contar con un ambiente personal y agradable seguro que te convence.

Cuadros, espejos, plantas… ¿imaginaste tenerlos en cuenta en la cocina? Descubre estas ideas chic con las que conseguirás la cocina más bonita del mundo.

Todo a la vista
1/10

Todo a la vista

Si no te gustan tus muebles altos de la cocina, sustitúyelos por baldas. O úsalas para ganar espacio de almacenaje, aprovechar (y decorar una pared) o para tener a mano lo que más usas.

Fuente: Studio McGee

¡Viva el color!
2/10

¡Viva el color!

Una cocina con color no pasará inadvertida. El color personaliza y cambia la imagen. ¿Te atreves? Si los muebles son antiguos, quizá sea el momento para pintarlos, cambiar los tiradores y presumir de cocina nueva.

Fuente: Klikk.no

Espejos para ganar metros
3/10

Espejos para ganar metros

Sobre todo si se trata de una cocina mini, los espejos conseguirán ampliar visualmente el espacio. Incorpóralos en algunos frentes, como ha hecho la interiorista Beatriz Silveira en esta pequeña cocina abierta al salón. El complemento ideal: una lámpara joya.

Fuente: Beatriz Silveira

Frentes muy atractivos
4/10

Frentes muy atractivos

Vinílicos, en planchas adhesivas, papel protegido con cristal, vidrio… Ya puedes personalizar los frentes de la cocina a tu gusto. Cubre el azulejo, protege la pared o añade estampado. Este recurso funciona bien tanto en la zona de trabajo como en la de cocción (siempre que sea lavable).

Fuente: Chad McPhail Design

Tan natural: plantas
5/10

Tan natural: plantas

Pueden ser decorativas o aromáticas, para condimentar tus platos. En la cocina tienen su hueco y su peso decorativo juega a favor de crear un espacio personal y fresco. Como prueba: el rincón de esta cocina con plantas sobre una mueble recuperado y actualizado con pintura.

Fuente: Dr Livinghome

Con mucho arte
6/10

Con mucho arte

Conseguirás una cocina distinguida si creas una pequeña exposición con láminas y cuados. En una pared, en una balda o sobre un mueble.

Fuente: Ikea

Mucha madera
7/10

Mucha madera

La encimera, algún frente en la cocina o los taburetes. Madera muy lavada, casi al natural. Esta tendencia aporta un extra de calidez.

Fuente: Estudio More Design / Art Sánchez

Pizarras por doquier
8/10

Pizarras por doquier

La pintura de pizarra hará que renueves o personalices sin esfuerzo. Además, los más creativos pueden hacer gala de su arte con dibujos únicos y diferentes cada día.

Fuente: Ikea

Juntas en color
9/10

Juntas en color

Un sencillo toque que pondrá tu cocina de moda. Colorea las juntas de los azulejos y todo cambiará. Inspirado en el mítico azulejo Metro blanco con juntas en negro, puedes modificar el color de tu lechada para darle protagonismo.

Fuente: Coco La Pine

Una isla en la cocina
10/10

Una isla en la cocina

Transformación total. Todo en una isla. Adiós muebles adosados a la pared. La zona de cocción y de lavado, así como el almacén, se resuelven en un módulo. Para copiar: la iluminación con focos articulados en la pared, el almacenaje vertical y la mini barra.

Fuente: Ikea